Arxius de Jesús Arjona | Diari La República Checa

REDACCIÓ25 Novembre, 2020
jesus_arjona2-1280x853.jpg

Durant un temps la puresa de la sang existia, a més això era important per a la vida de la persona en qüestió, diuen que això va acabar, però jo crec que encara existeix.

Durant l’imperi romà, durant l’època medieval… fa uns anys a l’Alemanya Nazi, la puresa de la sang era un factor determinant per a poder viure. No pertànyer al que denominaven o consideraven “pur” podia significar que l’individu en qüestió fos considerat un objecte, o en molts casos, la mort.

Això, que sembla que estigui molt lluny de la societat i l’espai on vivim nosaltres, crec que no està tan lluny, de fet, considero que actualment hi ha una important segregació no només racial sinó de “classe”, si és que tot això existeix, ja que moltes vegades m’ho he qüestionat.

A peu de carrer, a les famílies, als grups d’amics, a les polítiques aplicades per alguns governants es veuen segregacions de classe, gènere, sexe i raça que fan vergonya.

Avui us vull explicar una màscara realment interessant, però abans vull parlar-vos de la importància que aquestes tenen en la societat tribal del continent africà. Elles són els éssers més sagrats i respectats de tota la societat, es consideren éssers vius als quals se’ls ha de tenir un respecte absolut i la seva forma i materialització són la perfecció absoluta. Són incorruptibles, i res ni ningú les pot menystenir. Dit això vull explicar-vos la lliçó que aquesta peça que avui us presento.

El que fa especial aquesta obra, a més de ser un objecte extremadament fi i bell, és que tot i ser una màscara “Elu” dels Ogoni, de Nigèria incorpora escarificacions d’una cultura veïna, els Idoma, fet que la fa molt especial i una exemplificació ideal del sincretisme africà. I que incorpora, segons el meu criteri, un valor afegit.

Pels col·leccionistes, en moltes ocasions, aquestes obres son poc considerades, ja que no tenen l’estil “pur” de l’ètnia, i a vegades no arriben a tenir un valor adequat a la categoria de l’obra… Què en penseu d’això?

Veritablement no gaire diferent de la segregació que vivim les persones. Vivíem en una societat completament segregadora vers tot el que els envolta?

 

PUBLICITAT


REDACCIÓ18 Novembre, 2020
jesus-1280x853.jpg

Normalmente me imagino como debería ser el escenario en el que se desarrollaban muchas de las obras que en esta sección os presento. Las visualizo y en algunos casos incluso siento el tacto que tendrían y el olor, pero muchas otras veces también escucho los rituales o las situaciones en las que se desarrollan y conviven las obras. Hoy os quiero narrar una:

“Cuando apenas había salido el sol en la mañana, en el más absoluto silencio, en medio de aquel lugar árido, donde apenas se veían árboles frondosos ya que apenas nacen plantas, se escucharon una infinidad de sonidos estridentes y otros más dulces, parecía el revuelo de unas aves cantoras sonando a la vez con cierta harmonía, como si de un concierto de Ara Malikian se tratase, eran los sonidos de las flautas de los Lobi de Burkina Faso, que sonaban desde diferentes direcciones, generando un diálogo entre ellas, como si hablasen.

De repente y sin avisar, unos hombres atléticos aparecieron de todos los lugares escondidos tras los pocos arbustos donde se encontraban, todos ellos con arcos y flechas, y con una flauta colgada en el pecho corrían hacia un lugar u otro, mientras que otros parados hacían sonar la flauta dando indicaciones a aquellos que se movían.

Entre ellos se trasladaban mensajes de dónde estaba la presa que iban a capturar. Los hombres del poblado se habían unido para cazar, utilizando la música. Se movían sigilosos en la inmensidad de la sabana haciendo únicamente los sonidos que la flauta les permitía y sólo llegó el silencio cuando la muerte lo hizo”.

Estos instrumentos musicales, de bellas formas, cumplían una función práctica para la vida diaria de los miembros de la comunidad, ya que habían desarrollado un lenguaje de notas, sonidos y vibraciones musicales que les ayudaba a comunicarse para no hacer ruidos demasiado sonoros que espantasen a los animales y poder asi acercarse a ellos sin levantar sospecha en grupo.

¿Realmente es sorprendente la función que tiene la música, no? La unión de vibraciones y sonidos consigue dar lugar a melodías harmoniosas para componer una obra que transmite o que puede generar en el individuo un sentimiento o bien le puede dar una instrucción de algo.

Incluso en ocasiones es la música la que nos traslada a situaciones y lugares vividos con intensidad o que recuerdan a personas… Y es maravilloso poder vivir una situación de un lugar remoto con todos los sentidos despiertos. Es como una máquina del tiempo, que puede trasladarte a cualquier momento y lugar.

¿Habéis escuchado las flautas? Si tenéis paciencia, seguramente lograreis escucharlas, cerrad los ojos.

 PUBLICITAT


REDACCIÓ3 Novembre, 2020
jesusArjona-1280x853.jpg

Escondido detrás de los matorrales, esperando el momento para atacar. El león vive la soledad de cazar para alimentarse y también alimentar a su camada. Es el animal rey de la sabana, y posiblemente uno de los animales más majestuosos de la fauna terrestre, uno de los animales más sociales también, no obstante, en ocasiones tiene que pasar momentos de soledad con la finalidad de prosperidad para él y los suyos, debe salir a cazar.

El león en soledad sigue siendo ese animal maravilloso que es, que no abandona a los suyos, que no pierde su poderosa melena luciéndola siempre al viento y que camina con el poderío propio de los dioses. Nunca se me ocurriría subestimar a un león, ni considerarlo un animal débil, acabado, rendido, que no ve salidas…

¡Seamos como el león!

Llevo días pensando que hemos bajado los brazos, vivimos en un momento en el que iniciar, empezar, emprender es un problema… Aunque realmente lo es, ya que no nos ponen las cosas fáciles. Pero eso no nos debe parar, no podemos dejar de soñar, no nos tienen que quitar la alegría de la cara, ni podemos permitir que este año que todos calificamos de terrible, lo sea. Al león en su soledad indeterminada, no le pasa.

Qué alegría siento cuando gente de mi alrededor me explica proyectos o bien quieren iniciar cosas. Creedme que mi corazón palpita entonces con más fuerza. Esa es la actitud que tiene el león y la que deberíamos incorporar en nuestro día a día. ¡Adelante!

Hoy os presento una pieza muy representativa para el arte de un pueblo, los Rungu de Tanzania. Se trata de una máscara realizada con tela pigmentada a la que se le añaden una serie de cuentas de colores cosidas que forman las facciones de la cara de la obra. Es una máscara excepcional, es referencia del arte del pueblo y, por tanto, un referente. Es utilizada en danzas vinculadas a rituales de paso, entre ellos, la iniciación al culto de los menores donde se abandona la inocencia para ser adulto y donde, en muchos pueblos, una de las pruebas es pasar tiempo en soledad con uno mismo, con la finalidad de crecer y salir más fuerte.

“Como un león, escondido, con ganas de iniciar, de emprender vengo a trasladaros un mensaje”

Habrá leyes, barreras, muros, jaulas, personas… que nos limiten nuestra libertad siempre, pero no podemos permitir que esa vulneración de derechos también sea la limitación de nuestro crecimiento personal y profesional. Iniciemos, crezcamos, construyamos, emprendamos, mejoremos…

 PUBLICITAT


REDACCIÓ24 Octubre, 2020
jesus-arjona2-1280x853.jpg

Avui us vull fer una reflexió entorn d’un dels gestos més bonics que tenim els humans: el somriure. Per mi és un gest complicat, ja que transmet complicitat i felicitat, no obstant això, també hipocresia, maldat i mentida. Acostumem a riure per tot, sigui bo o dolent, sigui del nostre gust o no…

Normalment és per incomoditat, o per satisfer a algú que està al nostre voltant, per no sentir-nos fora d’allò que anomenem “normal”. No ho entenc. He viscut moments on un fet no era per riure, ja que la integritat d’una persona o bé quelcom dolent per a ella estava en joc, i hi havia gent rient, inclús jo ho he fet. A això avui li dic prou!

Rient del que és negatiu, de situacions amb les quals no estem d’acord, contribuïm a la perpetuació d’aquella situació o bé a la seva afirmació o acceptació. Per què he de riure per tot? I si no estic content? I si no tinc un bon dia? Prefereixo estar callat, o bé mostrar realment el que sento, si hi ha quelcom que no m’agrada ho hauria de dir i si allò fa mal o perjudica a algú, ho hauria de fer amb més contundència. Si el dia no m’acompanya, com he dit en altres moments, també ho hauria de mostrar per poder solucionar-ho.

Com diu la canço “La Llorona” de la gran Chavela Vargas; “No creas que porque canto, tengo el corazón alegre”.

Avui us presento una obra que personalment em té fascinat i tothom qui l’ha vist diu que té una expressió meravellosa. Es tracta d’una titella de Mali, de la que no puc definir exactament l’ètnia però està entre els pobles Bozo, Bamana o Marka. Porta els braços articulats ja que abans el seu cos estaría format per un vestit de tela que actualment s’ha perdut; mostra signes de pintura verda, vermella i platejada, símbols típics de la zona per aquestes obres que els hi donen molta identitat, però que en aquest cas s’han perdut; a més, porta unes dents metàl·liques que sembla que somriguin.

Són utilitzades per fer riure a la gent, però ho fan amb to satíric, fent burla. No són utilitzades per una cerimònia tan sacra com el ball de les màscares o un ritual de divinació, no obstant això, formen part de la tradició religiosa del poble i també són considerades sagrades.

Us faig una pregunta: quina sensació us transmet l’obra? Què us està dient? En el meu cas penso que m’està amenaçant, m’està agredint visualment, em diu que “què em passa?” però porta un somriure que amaga aquesta amenaça i que la fa dolça i simpàtica, m’enganya.

Atenció! Amb això no vull dir que tothom enganyi amb el somriure, però de vegades, no és tan sincer com voldríem.

PUBLICITAT


REDACCIÓ13 Octubre, 2020
jesus_arjona-1280x853.jpg

Normalmente, cuando acaba el verano y empieza el otoño me invade una sensación un tanto extraña: pronto se hace de noche, empieza a hacer frío, vuelta a la rutina, se acaban los planes de verano… No sé si os pasa a vosotros, pero esta época del año para mí es como un sueño con gusto agridulce.

Un sueño que si tuviera que materializar lo haría con la máscara que hoy os presento. Una pieza procedente del Congo concretamente de los Salampasú que recibe el nombre de “Mufuampo”. Está realizada con fibras vegetales y con una caracterización realmente imponente y que siempre ha provocado una inquietud en mí, ya que me ha dado la sensación de que me mira y me violenta.

Es una pieza extraordinaria ya que son pocos los pueblos que utilizan este tipo de máscaras realizadas con elementos vegetales con tanta finura, exquisitez y que transmitan tanto a la vez. Se utilizan en rituales de paso por la sociedad “Indangani” y la principal finalidad de su aspecto, además de ser un hecho característico de la etnia, es dar una sensación de temor e inquietud a quien mira la ceremonia de danza de la máscara.

Los Salampasú realizan una serie de máscaras y estatuas muy agresivas, con unos rasgos que, según el criterio actual (occidental), provocan inquietud y una sensación de agresividad a aquel que las mira, por sus formas voluminosas y tajantes, que en muchas ocasiones como es mi caso se reduce casi a la violencia visual.

Se relaciona este tipo de máscaras con ceremonias vinculadas a impresionar o dar miedo a los enemigos del pueblo, tanto físicos como espirituales, quieren mostrar su poderío para alejar los posibles males, ya que son conocidos por ser un pueblo muy guerrero.

Esta sensación que trasmite y que es por la que fue creada es la misma sensación que me provoca a mí, no obstante, por ella también siento admiración y sobre todo mucho respeto, considero que su manufactura es impecable, hecha con un gran cuidado tanto en lo técnico como en lo artístico y sobre todo en lo que ella trasmite. Estos objetos son, en su mayoría, obras maestras.

He vinculado esta pieza con la sensación que siento en esta época del año porque ella me trasmite un contraste muy grande entre incomodidad y gusto, igual que lo hace el otoño, donde las hojas caen igual que nuestros planes de verano y el buen tiempo, pero pronto se iniciarán otros ciclos que seguramente florecerán mejor que los anteriores y que contarán con la experiencia ya vivida.

 


REDACCIÓ30 Setembre, 2020
jesusarjona2-1280x853.jpg

El objeto que hoy os presento pertenece a los Baulé de Costa de Marfil, un pueblo que forma parte de un gran número de etnias que componen el grupo étnico Akan.

Se trata de un espantamoscas que sería utilizado por un mandatario barón del pueblo como símbolo de prestigio y poder, además de cumplir con la finalidad para la que fue creado y que es puramente utilitaria.

Estos elementos están realizados en madera por los talladores más finos y exquisitos del poblado. Incorporan decoraciones geométricas perfectas y de una gran belleza, que normalmente estarían cubiertas de pan de oro y que en este caso se han perdido. Además de estar decorados con motivos geométricos, en ocasiones incorporan elementos figurativos, como es el caso de este que os presento que muestra un par de rostros típicos de la etnia y arañas, este último, un elemento un tanto extraño tratándose de un objeto destinado a la clase social más alta de la etnia dado que para nosotros, en general, este animal nos provoca desprecio o más bien asco y vincularlo con el poder nos sería imposible.

No obstante, los objetos de culto o bien que cumplen una funcionalidad dentro del pueblo normalmente incorporan elementos que hablan o provienen de mitos o proverbios de la cultura que los realiza y que son conocidos y venerados por toda la comunidad.

La araña para el grupo Akan es un animal importante dentro de la creación del Mundo dado que según cuentan, ella creó la noche y la lluvia, pero también está asociada a un mito en el que se explica que la araña es un animal que siempre se sale con la suya, que siendo delgada, frágil y delicada, utilizando técnicas de distracción y trampas consigue lo que quiere, aunque sea de mala manera. Es conozida como Anansi y de este nombre han derivado infinidad de celebraciones en toda America fruto de la trata de esclavos, además de dar lugar a miembros del folklore afroamericano como es la Tía Nancy.

Fue muy popular entre las clases más vulnerables de la sociedad por ser una representación de aquellos que aún siendo débiles y vulnerables, utilizando la astucia o el engaño y siendo embaucadores, conseguían lo que querían, y según explican muchos se veían representados.

Si pensamos que implica la araña en conexión con el pueblo y quienes poseían estos objetos, puede parecer extraño si miramos a una sociedad occidental, jamás un gobernante mostraría al público que es una embaucador y metiroso para exaltar su poder, o algo que lo pudiese relacionar con esas características, no obstante, el africano no le teme a eso, ya que él está mostrando que es conocedor de su cultura y de sus raíces, que es lo que muestra, la sabiduría y el conocimiento de saber de su pueblo y de su pasado, más allá de lo que ello signifique.

Quizá los pueblos Akan miran a los ojos mejor que nosotros. Dan valor a aquello que es propio de su cultura y que los caracteriza, lo muestran con honor y sin temer nada.

Quiero dejaros a continuation el cuento de la Araña Anansi:
https://www.potopoto.es/todo-para-vosotras/?fbclid=IwAR3RJRB-hRBWKm1pdqmOqAXm2hsbRUTJ4HcQYjvQC2qOduT6N6n9V9cvqjE


REDACCIÓ23 Setembre, 2020
jesus2-1280x960.jpg

La palabra perdón puede ser un gran alivio para nuestros problemas, junto con la palabra “gracias” y “hola” puede que sea una de las más importantes de toda la humanidad.

Pedir perdón implica algo horrible y que roza en ocasiones la maldad, el haber hecho daño a alguien, pero también significa ser consciente de que eso no era bueno, ni para el que lo realiza ni para aquel que lo recibe, significa una conciliación, la búsqueda de una mejora y, lo más importante, que aquello que se produjo seguramente no volverá a ocurrir, que no se volverá a ocasionar daño, por tanto, también es parte de la bondad.

Durante mi vida he sido consciente de muchos daños que he ocasionado, de muchas palabras que han herido y de muchas acciones que no eran acertadas, a todas aquellas personas heridas quiero pedir perdón. No obstante, me gustaría pedir perdón en nombre de unos que a día de hoy no pueden hacerlo…

Durante el proceso colonial, al continente africano, se le hicieron unas heridas que pocas armas punzantes y de fuego pueden ocasionar en los ataques más salvajes y agresivos existentes e imaginables. Heridas que a día de hoy siguen abiertas y otras muchas que en la medida que se pueden cerrar las vuelven a abrir y no dejan de sangrar.

La mayoría de estas heridas fueron ocasionadas a las poblaciones de las que muchas veces os escribo. La gente de África, su cultura y tradición fueron las que más sufrieron en el momento, pero son también las que, a día de hoy, en otras tierras alejadas a aquella realidad colonial, sufren los impactos de unos sucesos de hace más de cien años.

Hoy os presento dos obras de los años 50, concretamente del Reino de Benin, uno de los reinos que más sufrió. Estas obras, realizadas en bronce con la técnica de la cera perdida no pertenecen a la época de esplendor del Reino, no obstante, son un ejemplo extraordinario del arte de Benin. Estos bustos eran utilizados como objetos decorativos en los palacios reales, representaban miembros de la corte e incorporan hasta el último detalle de las facciones de la cara.

Hubo un momento en el que a estos objetos se les daba un origen totalmente diferente al real, dado que pensaban que “los africanos” no eran capaces de realizar obras “tan bellas”. Hubo un momento en la historia en el que estas obras fueron traídas a Europa como trofeos de guerra. Hubo un momento en el que se olvidó a las personas.

Por la parte que me toca, hoy os quiero pedir perdón por aquello que un día os hicieron, como humano, como europeo, como amante de vuestra cultura, de vuestra gente, de vuestro arte… como amante de la vida.   Perdón!!!

PUBLICITAT


REDACCIÓ20 Setembre, 2020
expo-1280x640.jpg

Hasta el próximo día 30 de octubre es posible visitar gratuitamente las ‘Virgencitas y viejas’. Se trata de la exposición de Antonio Luque que se inauguró el pasado sábado en La Grey, ubicada en la calle Sant Llorenç,

El artista tarraconense en esta muestra nos habla de la maldad, como si esta tuviera un peso físico sobre nuestras vidas, y lo hace con la finalidad de poder plantearnos la pregunta: “¿La persona que no actúa ante un acto de maldad es tan malvada como la persona que lo realiza?”.

Lo hace basándose en los textos del libro “Occult Chemistry” de Annie Besany y Charles W. Leadbeater, los textos de Emil Cioran y un diario encontrado en un mercadillo con el título “El diario de L.P.” del que se desconoce el nombre completo del autor.

Jesús Arjona

|

¿Es imaginable un ciudadano que no posea un alma de asesino?

Emil Cioran

“Antonio Luque desarrolla su exposición “Virgencitas y viejas” a partir del libro “Occult Chemistry” de Annie Besant y Charles W. Leadbeater, los textos de Emil Cioran y un diario encontrado en un mercadillo: El diario de L.P.

Todos ellos nos remiten a una maldad con peso físico, con la que convivimos y que nos rodea e imbuye. La obra que el artista presenta en La Grey tiene varias partes diferenciadas y ordenadas, donde el autor nos hace una reflexión: “¿la persona que no actúa ante un acto de maldad es tan malvada como la persona que lo realiza?”

A diario nos encontramos con situaciones injustificables de violencia física o psíquica, en las que no nos queremos ver involucrados, ¿es una cuestión de educación o está escrito en la genética de todos los seres vivos que pueblan nuestro planeta?

Ante estas interrogantes Antonio Luque explora a partir de documentos, objetos y otras imágenes, para situarnos ante los ojos una maldad sugerida por el propio artista, envolvente y oscura, un reflejo en un espejo deformado de nosotros mismos como catalizador o impronta de una realidad tan básica como compleja.”

 


REDACCIÓ14 Setembre, 2020
jesus_A-e1600095178279.jpg

David Serra propietario de la galeria, Jesús Arjona y Norberto Izquierdo presidente del evento

Del 8 al 13 de setiembre ha tenido lugar, en el distrito de Saint Germain, en París la feria de arte extra europeo “Parcours des Mondes“, posiblemente la feria más importante del mundo del sector, dado que acuden las galerías más importantes del mundo: Phillip Ratton, Serge Schoffel-Art Premier, Entwistle, Charles-Wesley Hourdé, Didier Claes, Nicolas Rolland, Oliver Castellano, Adrian Schalg-Tribal Art Classics, Bernard Dulon…

Se ha realizado con medidas extraordinarias de seguridad, tanto de aforo como de distanciamiento social, aún así no ha podido contar con los visitantes y galerías americanas, que no han podido acudir al evento este año, no obstante, éste ha mantenido su exigencia y ha podido contar con un total de 42 galerías de “arte premier”, “arqueología” y “artes asiáticas” de la mayor categoría posible.

Este año su presidente de honor ha sido el francés con padres españoles, Norberto Izquierdo, un coleccionista, que ha estado a la altura del evento, siendo uno de los mejores presidentes que el evento haya podido tener, por los valores otorgados de jovialidad, acercamiento y difusión del evento.

Durante estos días las mayores personalidades del mundo del arte, coleccionistas, política, moda y negocios se reúnen en el distrito de Saint Germain. Las galerías presentan sus mejores obras, objetos de máximo nivel, que son la envidia de cualquier museo del mundo.

Además, la organización del “Parcours des mondes” tiene un trato excepcional, tanto con los visitantes como con las galerías, cuidando hasta el último detalle.

Como cada año la presencia española en la feria ha sido posible. Se han podido ver exposiciones de las galerías de Guilhem Montagut Gallery, que ha mostrado unas obras de máximo nivel mundial y que no ha dejado indiferente a nadie como cada año; de la Galería David Serra con una exposición extraordinaria de “scrolls” etíopes y una selección de objetos de primera categoría; y este año, como novedad, se han incorporado la Galería Fernando Pujol, que ha presentado una exposición temática donde vinculaba arte tribal africano con arte religioso, haciendo unas similitudes muy acertadas; y finalmente, la galería J. Bagot, que ha presentado una selección de objetos arqueológicos de gran calidad realizando una relación con obras de Pablo Picasso.

Quiero felicitar y poner en valor una vez más, a la organización del evento y a los galeristas, por haber seguido su máxima profesionalidad y exigencia con las circunstancias que vivimos. Nunca debemos dejar que la situación que vivimos acabe con este tipo de eventos, que más allá de ser eventos de compra y venta, contribuyen a engrandecer la cultura y su difusión.

¡Hasta el año que viene “Parcours des Mondes”!

https://www.davidserra.es

https://www.galeriamontagut.com/es/

http://www.arteprimitivo.es

https://www.jbagot.com/en/#navegacio

 


REDACCIÓ9 Setembre, 2020
jesus-2-1280x853.jpg

Mai has preguntat al teu germà, pare o mare com està? Mai no has assegut al seu costat d’algú i li has dit en quina situació es troba? Jo ara mateix necessitaria que algú m’ho preguntés. Sembla que la bona cara, l’aparença i l’èxit ho arregla tot, és, en definitiva, la finalitat de tothom.

Com el nostre dia a dia, les màscares, és a dir la nostra aparença donen una imatge però amaguen un fons que ens explica quelcom molt profund de nosaltres, i el mateix passa amb les màscares, ja que els col·leccionistes, per saber d’elles sempre mirem la part de darrere, ja que és molt més important per nosaltres. Ens dóna informació sobre antiguitat, originalitat i ús, factors determinant per nosaltres.

“Per molt bonica que siguis, si no tens un fons interessant, no em serveixes”

En aquest cas jo us presento avui el fons d’aquesta Ntomo dels Bamana de Mali, utilitzada en rituals d’iniciació, concretament és l’obra que dóna la paraula als més joves en el moment de la seva immersió al culte. Aquesta obra per sota té un aspecte fort i agressiu, no obstant el seu interior ens explica qui és i pel que ha passat.

Ha sigut una obra que ha patit diverses reparacions i que ha perdut molt de massa original per canviar-la per una espècie de pastilla de trossos de fusta, entre d’altres. El seu interior; polit, gastat i amb moltes “ferides” ens indica el perquè d’aquestes reparacions, ha estat molt utilitzada i ballada, però hem de mirar amb cura per adonar-nos d’aquestes qüestions.

“Amb ferides, trencada, reparada… segueixo ballant”

En la meva opinió, tots som com aquesta màscara. Encara que tinguem ferides, les tapem amb el que sigui i continuem ballant, continuem amb el nostre dia a dia, fins que un dia ens trenquem i patim molt.

El nostre interior, com el de la màscara, fruit d’aquest patiment presenta ferides que potser mai es curaran o bé trigaran molt, aquestes ens deixen unes marques que en algun moment o altre es deixaran veure, tant per a bo com per a mal.

“Encara penses que no m’has de preguntar com estic? Tu no saps ni la meitat de coses que tinc al meu cap.”

Amb aquest escrit vull que si veieu, sabeu o coneixeu algú que estigui fent coses fora de la seva vida habitual, encara que no les faci, si el veieu en el seu màxim exponent o bé defallit, li pregunteu com està, si es troba bé i si és feliç. Amb això l’ajudareu i creixereu aprendreu coses que no sabíeu, tant de vosaltres mateixos com dels altres.

“Que hi ha més bonic que fer feliç i donar tranquil·litat a algú altre? RES”

 




RCPRESS no es fa responsable de les opinions expressades pels usuaris i col·laboradors. El contingut d’aquestes són a títol personal de l’autor

NOTA LEGAL   |   POLITICA DE PRIVACITAT I COOKIES


Newsletter