Arxius de embajada | Diari La República Checa

REDACCIÓ18 Juny, 2021
espanya_marroc-1.jpg

Las coses parecen tardar en solucionarse. Por lo menos, en público. El Gobierno marroquí excluyó el pasado martes al embajador en el país vecino, Ricardo Díez-Hochleitner, de una reunión con los embajadores extranjeros acreditados en Rabat.

Las relaciones diplomaticas con Marruecos son frías

Se trata de la primera constatación de una especie castigo por parte de Marruecos contra la legación española cuando se cumplen dos meses del inicio de la crisis diplomática bilateral por el ingreso hospitalario en Logroño del líder del Frente Polisario, Brahim Ghali. Antes del veto a Díez-Hochleitner se produjo la avalancha migratoria sobre Ceuta, la posterior retirada de la embajadora marroquí, Karima Benyaich, y la suspensión de la Operación Paso del Estrecho este verano.

El presidente de la Comisión Especial sobre el Modelo de Desarrollo en Marruecos (CSMD), Chakib Benmoussa, convocó a los embajadores extranjeros para explicarles las nuevas estrategias económicas, “frutos de la visión reflexiva de Su Majestad, anunciada en 2017, y que apunta a la participación de todas las fuerzas vivas del país para lograr su éxito convincente y esperado”, según fuentes oficiales citadas por la prensa marroquí.

Sin embargo, los embajadores de España y Alemania no fueron invitados al encuentro a causa de la crisis diplomática abierta con estos dos países europeos sobre la cuestión del Sáhara Occidental. El encuentro se desarrolló en la sede del Ministerio de Asuntos Exteriores que dirige Naser Burita.

El embajador Ricardo Díez-Hochleitner

Marruecos ha intentado conseguir sin éxito el apoyo de los países europeos en el conflicto saharaui y les ha pedido que salgan de la “zona de confort” para imitar el ejemplo del anterior presidente de Estados Unidos, Donald Trump, cuando reconoció en diciembre la marroquinidad del Sáhara. El gobierno de Pedro Sánchez insiste desde el inicio de la crisis en que la tradicional posición de España no ha cambiado a la hora de que las partes alcancen un acuerdo auspiciado por la ONU. Todos esperan que España y Marruecos desenreden el nudo diplomático para que las relaciones vuelvan a la normalidad.






RCPRESS no es fa responsable de les opinions expressades pels usuaris i col·laboradors. El contingut d’aquestes són a títol personal de l’autor

NOTA LEGAL   |   POLITICA DE PRIVACITAT I COOKIES


Newsletter