ELISA ALEGRE Y CARLOS JEREZ: La diversidad no es un problema, es una oportunidad

En comú-Podem Tarragona propone una cuota de reserva para personas trans en la contratación municipal.

A día de hoy, en Tarragona, sigue existiendo LGTBIQfobia o, mejor dicho, fobia a la diversidad sexual y de género. Uno de los mayores problemas está vinculado al empleo, sobre todo para las personas trans que siguen padeciendo enormes barreras de acceso al trabajo. Por otro lado, ámbitos como la seguridad, la educación o la salud siguen sin tener una perspectiva de género que contemple también al colectivo. Este problema se debe a que la administración a veces cree que el sujeto político del feminismo son solo las mujeres, pero las mujeres y el feminismo sabemos que no es así. Y esto, es consecuencia de no comprender que el feminismo lucha por la igualdad de todas las personas (en términos de género, pero también en términos de etnia y personas racializadas, en términos de clase social, en términos de diversidad funcional, entre muchos otros rasgos diversos que generan desigualdad y falta de equidad en las oportunidades de vida).

Para entendernos, no podemos pensar que tiene las mismas oportunidades una mujer blanca hetero y de clase media alta, que una mujer trans, o una mujer racializada, o una mujer con diversidad funcional. Las mujeres lo sabemos bien. Tampoco podemos obviar que la condición de género y sexualidad incide en las oportunidades de vida de las personas. Eso tiene que cambiar, y es responsabilidad de los gobiernos, de la administración, generar medidas efectivas que aseguren que todas las personas tienen las mismas oportunidades: también les persones trans, les racializades, les pobres, les extranjeras. Les perosones gays y les lesbianes, les no binaries, les intersex, y un largo etc.

Y si, todes elles están escritas con E, porque no podemos dar por sentada la identidad sexual y de género de las personas. Si eres curiose, o tienes dudas sobre como dirigirte a alguien, pregunta.

Es necesario cambiar la mirada de las intervenciones, y plantear realmente políticas que luchen contra con la violencia, la discriminación y cualquier acto que no respete la dignidad de las personas.

Las políticas de igualdad no pueden realizarse como episodios o acciones aisladas, es necesario introducir la perspectiva de la igualdad en todos los ámbitos de la vida cotidiana, y eso, es responsabilidad de la administración pública: si hablamos del acceso al trabajo y de activar el empleo, es necesario hacerlo de tal manera que se contemplen las  desigualdades de género que afecta a mujeres y las identidades sexuales y de género diversas o disidentes

En lo que refiere al acceso laboral, las personas trans actualmente tienen el peor panorama y mayores barreras de acceso, unas barreras que la administración no está trabajando para eliminarlas.

Si hablamos de salud, debemos contemplar qué desigualdades suceden en la atención. A día de hoy, todavía falta formación e información en el sector sanitario sobre como atender a personas que forman parte del colectivo de una manera adecuada y sensible a sus necesidades.

Si hablamos de educación, tenemos que tener personas preparadas para acoger de forma sensible y con las herramientas necesarias la diversidad de las identidades sexuales y de género

Las campañas de sensibilización no son suficientes para luchar contra los problemas de desigualdad y violencia basadas en el género y la sexualidad. Es necesario tener políticas transversales, que contemplen la diversidad de las personas en todos los ámbitos. Además, necesitamos que las campañas de sensibilización estén enfocadas a todas personas que son vulnerabilizadas (y no vulnerables, a las personas se las vulnera) y que sufren diferentes formas de violencia: la simbólica y más cotidiana, muchas veces a través del lenguaje y de las miradas, o por poner un ejemplo, cuando a una mujer trans no se le permite entrar en un probador para mujeres en una tienda. Pero hay una violencia que es invisible, que no se ve, que nadie nos la cuenta, y es la violencia estructural, la violencia de ir a buscar trabajo y que se te rechaze por tu expresión de género, una violencia de la que el colectivo LGTBIQ sabe bastante, y pocas veces es escuchado desde los poderes públicos. El problema del acceso al trabajo, sobre todo en el colectivo trans y no binario, es grave, muy grave. Se trata de un curriculum escondido, clandestino, que está, pero que nadie pone encima de la mesa, y que deja desamparadas a las personas.

Todavía se producen agresiones y otras formas de discriminación social hacia la diversidad sexual y a los géneros disidentes. Según el informe del estado de la LGTBIfobia en Catalunya de 2017, en Tarragona las agresiones han ido en aumento en los últimos años.

En Tarragona, casi ninguna víctima denuncia las agresiones homófobas. No es de extrañar, que el año pasado se nos dijera en el diario que el 20% de las personas LGTBIQ no expresa su identidad de género en público.

Lo logros que se han conseguido para el colectivo, es básicamente gracias a las entidades y asociaciones LGTBIQ y a las profesionales y técnicas que trabajan en ellas pero, no podemos decir lo mismo de la voluntad política para hacer políticas realmente transformativas y que aseguren los derechos de las personas.

Para alcanzar una igualdad es necesario aplicar medidas de equidad que aseguren el acceso al trabajo, que aseguren la seguridad, el trato respetuoso y adecuado en el ámbito sanitario, etc. Hacen faltan medidas que sean valientes y que pongan encima de la mesa las problemáticas que más atraviesan al colectivo y, para eso, primero hay que escucharles y hacerles partícipes de la toma de decisiones de las políticas municipales.

Desde En Comu Podem Tarragona tenemos claro que hay que trabajar en red, en equipo, y que una de las medidas con mayor urgencia para asegurar el acceso al trabajo, es que exista una cuota de reserva para personas trans en la contratación en la administración publica en Tarragona. Es inconcebible que las personas trans, solo por su identidad y expresión de género, sufran discriminación en el ámbito laboral. Se trata de un problema grave, en el que el acceso está prácticamente bloqueado por el sector privado a la hora de la contratación, y que en otras ocasiones, trabajando (por no hablar de las condiciones), sufren diversas formas de violencia, desde la más simbólica, hasta la más directa.

Es injustificable que la administración no tome cartas en el asunto y no asuma responsabilidades.

Por otro lado, es también urgente que el personal municipal reciba la formación adecuada para tener los conocimientos, la información y las herramientas necesarias para dar una atención adecuada. Para ello hay que contar con las entidades de la ciudad que desde hace años trabajan con el tema y están perfectamente preparadas para hacer este tipo de formaciones.

Elisa ALEGRE y Carlos Ivo JEREZ 
Miembros de la candidatura de En Comú Podem Tarragona

 

 

REDACCIÓ


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Informació bàsica respecte a protecció de dades
Responsable República Checa Press +info...
Finalitat Gestionar y moderar tus comentarios. +info...
Legitimació Consentiment de l'interessat +info...
Destinataris Automattic Inc., EEUU per filtrar spam. +info...
Drets Accedir, rectificar i esborrar les dades, així com altres drets. +info...
Informació addicional Podeu aconseguir més informació sobre protecció de dades a la pàgina de política de privadesa.



RCPRESS no es fa responsable de les opinions expressades pels usuaris i col·laboradors. El contingut d’aquestes són a títol personal de l’autor

NOTA LEGAL   |   POLITICA DE PRIVACITAT I COOKIES


Newsletter

Download Nulled WordPress Themes
Download WordPress Themes
Download WordPress Themes Free
Download Nulled WordPress Themes
udemy paid course free download