CÉSAR POCIÑA: De museos nacionales y patrimonios mundiales

Ayer la actual Consellera de Cultura de la Generalitat de Catalunya, Miràngela Vilallonga hacía unas declaraciones delante de la comissió de cultura del Parlament para explicar los objetivos de su departamento. Si la dejan, claro, el cargo de Conseller de Cultura en este Govern es algo sumamente efímero. Entre las grandes novedades, por que nos toca de cerca, destaca el impulso a la creación de un nuevo gran proyecto de Museu d´Arqueologia de Catalunya. Gran noticia sin duda, hasta que descubrimos que la ubicación sería en Barcelona, no en la bimilenaria Tarraco.

En seguida nuestro recién estrenado Alcalde Pau Ricomà presentaba su queja al respecto, y con razón, aunque no sea del todo una novedad sino llevar a cabo el Plan de Museus de la Generalitat previsto para el 2030. Primer encontronazo del gobierno municipal con una de las asignaturas pendientes de Tarragona, la gestión del patrimonio.

Para que tengamos una idea clara de lo que hablamos y se vea bien cual es la situación caótica de la gestión del Patrimonio en la ciudad, hay que tener en cuenta varios hechos. Como esto es un artículo de opinión y no un memorándum no voy a entrar demasiado al detalle y en algunas cosas seguro que me equivoco.

En Tarragona hay dos administraciones que administran sendos museos. La Generalitat administra el MNAT, hasta hace poco de titularidad estatal, no sé si la titularidad ya está cedida o sólo la gestión. También se administran yacimientos o recintos como la Villa dels Munts, Teatro Romano, Arc de Bara, Centcelles, Torre de los Escipiones. El Ayuntamiento administra una entidad llamada Museu d’História de Tarragona, que se compone de diversos recintos arqueológicos (circo/pretorio, Anfiteatro, Murallas, foro de la colonia), dos casas nobles musealizadas y una pequeña colección museística de piezas parte de las cuales se pueden ver en la Casa Castellarnau. Lo sorprendente del tema es que NO está integrada en la red de Museus de Catalunya, y por tanto normativamente NO es un museo legalmente hablando. Otros museos de Tarragona, como el Museu d’Art Modern dependiente de la Diputació o el Museu Diocesà, SI que pertenecen a la red y son Museos legalmente hablando.

En el Plan de Museus de Catalunya 2030 se habla claramente de la creación de un nuevo gran museo de Arqueología Nacional. El concepto Nacional aparentemente haría referencia a Catalunya, lo cual en sí mismo es confuso e interpretable políticamente. Dicho museo nacería de la fusión de los actuales Museu Nacional d’História i Museu Nacional d’Arqueologia. Y que pasó con el macro proyecto del Museu Arqueológic en la Tabacalera?En dicho plan, pese a sus 300 páginas muchas de ellas de verborrea vacía de contenido, no hemos visto ni una sola mención al MNAT. En ese sentido claramente queda claro que es como si no existieramos, o como si fuese un museucho de pueblo sin mayor trascendencia.

En la red de yacimientos de la Generalitat de Catalunya, arqueoxarxa, sólo estan incluidos los monumentos administrados por ellos mismos, así que la mayoría de monumentos Patrimonio de la Humanidad es como si no existieran.

Por otro lado la titularidad municipal de estos monumentos motiva que por ejemplo carezcan de trámites como la licencia de apertura y por tanto de Planes de Emergencia. Obviamente tampoco hay un plan museístico y las condiciones museográficas son casi las mismas que en el momento de su apertura a finales del siglo pasado. Tampoco existe un reglamento interno para el personal que trabaja dentro, y por lo tanto las actuaciones dependen más de la improvisación del momento y del buen hacer de los trabajadores y técnicos. Todas esas carencias son las que explican en parte la ausencia de la red de museos, ya que muchos de sus requisitos para ser considerado museo no se cumplen.

Igualmente, nuestra condición de ciudad Patrimonio de la Humanidad implica la necesidad impuesta por la UNESCO de un plan de Gestión donde se marquen los objetivos y las líneas programáticas en la gestión de Patrimonio y sus fechas de ejecución. Tarragona lo tiene desde el 2014 pero sorprendentemente no ha sido ni tan siquiera debatido en Pleno Municipal. Y no hay más que ojearlo por encima para ver como de lo planeado no se ha ejecutado prácticamente nada.

En breve conoceremos el informe de ICOMOS sobre el estado del Patrimonio, tras la visita efectuada recientemente por uno de sus miembros. Las declaraciones iniciales a medios de comunicación tras la visita auguran un buen rapapolvo.

Las recientes declaraciones de la consellera Vilallonga son perfectamente coherentes con el Plan de Museus 2030. Para Catalunya Tarragona no existimos, pero en parte nos lo hemos buscado ya que no hemos hecho los deberes.  Dios da pan a quien no tiene dientes.

César POCIÑA

 

REDACCIÓ


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Informació bàsica respecte a protecció de dades
Responsable República Checa Press +info...
Finalitat Gestionar y moderar tus comentarios. +info...
Legitimació Consentiment de l'interessat +info...
Destinataris Automattic Inc., EEUU per filtrar spam. +info...
Drets Accedir, rectificar i esborrar les dades, així com altres drets. +info...
Informació addicional Podeu aconseguir més informació sobre protecció de dades a la pàgina de política de privadesa.



RCPRESS no es fa responsable de les opinions expressades pels usuaris i col·laboradors. El contingut d’aquestes són a títol personal de l’autor

NOTA LEGAL   |   POLITICA DE PRIVACITAT I COOKIES


Newsletter

Download Best WordPress Themes Free Download
Download Nulled WordPress Themes
Premium WordPress Themes Download
Download Premium WordPress Themes Free
udemy course download free